Castlevania se une a los programas originales de Netflix, que se enfocó hace poco en los superhéroes y ahora le apuesta al universo de los videojuegos.

Netflix estrenará hoy una serie basada en una de las franquicias más exitosas en la historia de los videojuegos: Castlevania. En ella, el protagonista es Trevor Belmont, quien hace parte de una larga dinastía familiar de asesinos de vampiros. Su misión es detener a Drácula antes de que se adueñe de la humanidad.

Esta serie anime se une así al ya basto número de programas originales de Netflix, que se enfocó hace poco en los superhéroes y ahora le apuesta al universo de los videojuegos.

Castlevania

La televisión y el cine no se la han llevado bien con Super Mario Bros y compañía. Solo pocos casos han dejado contentos a los fanáticos, por ello, la expectativa con Castlevania es alta.

Además, se le suma la noticia por parte de Netflix de que trabajan en The Witcher, otra serie que también bebe del videojuego del mismo nombre y que en este caso sería con actores reales.

¿Qué se sabe de las dos? Pues, en primer lugar, Castlevania se basará en el tercer videojuego de la saga lanzado en 1989 para la Nintendo de 8 bits: Dracula’s Curse, y tendrá dos temporadas como mínimo ya confirmadas.

Otro detalle es que tiene una estética que recuerda al anime que se hacía en los años 90, lo que se puede ver en el teaser tráiler.

Además, se confirmó que Lisa y Sypha, personajes de Castlevania, también participarán en la serie.

Será violenta para respetar en gran medida la historia y lo que significa el videojuego, algo confirmado por el productor de la serie Adi Shankar.

Sus seguidores, como el youtuber de videojuegos Daniel “Cato” Echeverri, esperan que se haga justicia.

“Cuando se hacen en anime, como será con Castlevania, las series casi siempre pegan. Los dibujos animados conectan mejor con la fantasía de las consolas”, opina.

The Witcher

Por otra parte, está The Witcher, de la cual no se conoce fecha oficial de estreno, solo que está en su fase creativa y que no será animada.

En el mundo de los videojuegos, la historia ya lleva tres entregas. La última, desarrollada por la compañía polaca CD Projekt y lanzada en 2015, fue elegida como el juego del año en el The Game Awards. Un RPG (juego de rol) de acción en mundo abierto que pone en aprietos a la serie, pues debe estar a su nivel.

“El brujo Geralt. Un cazador mutante de monstruos, lucha por encontrar su lugar en el mundo en el que las personas son frecuentemente más perversas que las bestias”, es lo único que dice Netflix en su página oficial.

Es bueno recordar que The Witcher, el videojuego, así como la serie están basados en la obra del escritor polaco Andrzej Sapkowski, quien será consultor creativo.

Los fanáticos de cada saga esperan que estas series mantengan el espíritu de los juegos. ¿Será así?